El diseño y la planificación de parques urbanos requieren de una atención especial a la hora de su proyección, ya que constituyen un factor importante en la calidad de vida de los habitantes de las ciudades. Los parques y plazas son espacios dedicados al uso y disfrute de todos aunque algunas personas, en función de su edad o disponibilidad de tiempo libre, adquieren un protagonismo relevante en su utilización, como por ejemplo niños y personas mayores.

La integración de los usuarios  desde la perspectiva del diseño prospectivo puede trasladarse al diseño ambiental que ofrece un amplio potencial en la mejora del entorno colectivo.

En los últimos tiempos, la atención hacia el cuidado de las ciudades y su imagen provoca un núcleo de actuación para las entidades municipales que trata de ofrecer un modelo de hábitat que aporte valores emocionales fundamentales para enriquecer la vida de los ciudadanos.

Parques urbanos: Diseño para usuarios

Alt imagen: Parques Urbanos

Fuente imagen: Trucoslondres.com

La observación directa que se produce en los diferentes espacios llamados parques urbanos proporciona información que se debe tener en cuenta para la proyección de nuevos proyectos o el diseño de mejoras de las infraestructuras existentes.

En 2004 la tendencia “Vinyets” en la que se busca un diseño orientado al usuario, permite incorporar nuevos valores a los proyectos de diseño de parques urbanos, favoreciendo la innovación y respondiendo mejor y de modo más acorde, a las necesidades reales, capacidades y limitaciones, de las personas.

Las posibilidades materiales y tecnológicas aplicables a los proyectos se mantienen en constante desarrollo y evolución, lo que provoca nuevos marcos de actuación para los diseñadores de los espacios urbanos, que deben actuar dotando de facilidad de uso por parte de los ciudadanos y fomentando el uso del espacio por parte de los habitantes de la ciudad.

Sin embargo sucede que, en muchas ocasiones, el diseño de un parque urbano responde a necesidades que no corresponden a la funcionalidad y disfrute de los usuarios o que están condicionadas por agentes externos y se ha planteado su diseño de un determinado modo para facilitar el mantenimiento, la limpieza del lugar o incluso la planimetría del conjunto en el que va a construirse, pasando por alto la funcionalidad para los ciudadanos.

Beneficios y características de los parques urbanos

 

Fuente imagen: Soyviaje.com

Son multitud de estudios de diversos países los que se han esforzado en demostrar algo fácilmente perceptible: los beneficios del contacto con la naturaleza para las personas y las comunidades. No obstante, estos estudios han profundizado para intentar, hasta cierto grado, definir y cuantificar dichos beneficios así como entender qué condiciones deben tener nuestros parques urbanos para que ello ocurra.

Aspectos tales como la proximidad, el tamaño, las instalaciones, la seguridad y el atractivo estético son puntos evaluados por los expertos como valores altamente relevantes a considerar en el diseño de parques urbanos.

Cuando evaluamos las ventajas de los parques urbanos y miramos desde el punto de vista medioambiental, vemos que los parques urbanos ayudan considerablemente en la protección y el aumento de la biodiversidad de la flora y fauna dentro y entorno a las ciudades. Adicionalmente, estos espacios protegidos permiten una serie de servicios ambientales, tales como la mejora en la calidad del aire, la regulación del microclima urbano, y el control de tierras durante fuertes lluvias entre otros.

Otro de los grandes beneficios de los parques urbanos es facilitar la oportunidad para que las personas establezcan relaciones con la naturaleza, lo que es beneficioso para su salud y su bienestar.

Los parques urbanos proporcionan a los habitantes de las ciudades un espacio para poder realizar actividades físicas y fomentar la interacción social. Por estas ventajas, aumentar la accesibilidad a las personas a parques urbanos para que puedan beneficiarse de las múltiples ventajas.

Características de la proyección de parques urbanos

Todas las ventajas que puede proporcionar un parque urbano requieren de una buena proyección. Toda ciudad quiere ver crecer sus parques urbanos y las áreas verdes, no obstante, debe tenerse en cuenta consideraciones como la diversidad de actividades para que las personas puedan sacar partido a diferentes posibilidades.

Una combinación de los diversos factores antes mencionados nos permite definir tipologías de parques urbanos. El National Parks and Recreation Association ( NRPA) de Estados Unidos, hace años realizó una definición basada en la escala de tamaño y ubicación de los parques.

Fuente imagen: National Parks and Recreation Association

Implementación de parques urbanos: el caso de Australia

Person walking on Lotterywest Federation Walkway in King’s Park, Perth, Western Australia, Australia, Pacific

Si hay un lugar en el que la previsión de construcción de parques urbanos es referencia se trata de Australia y de su capacidad de planificación y provisión para crear este tipo de elementos urbanos. A diferencia de muchos países, se implementaron unas medidas para los nuevos desarrollos de vivienda, incluyendo no solamente la previsión de infraestructuras básicas como puede ser la electricidad o el agua potable, sino también una infraestructura social. En esta categoría de infraestructura social se engloba la creación de infraestructuras para la educación primaria y secundaria, piscinas públicas y parques urbanos.

Los gobiernos locales definen junto con los objetivos de tamaño y funciones del parque urbano, y concretan con gran detalle los estándares de construcción, diseño, equipamiento e infraestructura. El nivel de análisis de cada proyecto es muy exhaustivo y  va a tener referencia a una serie de aspectos como el movimiento de tierras, drenaje, gestión de la vegetación, paisajismo, colores, accesos y circulación peatonal, circulación vehicular, puentes, cercos, señalética así como un largo etc.

Gracias a estas medidas, los parques urbanos de Australia se han transformado en muchos casos en el centro de la comunidad local, gracias a su capacidad de ofrecer atracción para toda la familia.

Cabe destacar que cuando una ciudad planifica a largo plazo sus infraestructuras públicas ayuda a tener en previsión los terrenos y las operaciones que van a llevarse a cabo en el momento de la ejecución de la obra. Esta es una de las claves por las que la mayoría de las ciudades australianas tienen unas de las tasas más altas en metros cuadrados de parques por habitantes.